Dos mil millones de personas seguirán canonización de Juan Pablo II y Juan XXIII a través de los medios




VATICANO, 23 Abr. 14 (ACI/EWTN Noticias).- Unos dos mil millones de personas en todo el mundo serán testigos este 27 de abril de la canonización de Juan Pablo II y Juan XXIII, gracias al gran despliegue mediático que junto a la radio y televisión, incluirá el uso de las redes sociales, Youtube en vivo, 500 salas de cine y la utilización de nueve satélites televisivos.

"Este evento será enorme en términos de la demanda de la señal satelital. Para los Juegos Olímpicos de Sochi, se requirieron tres de nuestros satélites. Las canonizaciones usarán nueve", sostuvo Cristiano Benzi, director de Video y Broadcasting de Eutelsat, según un artículo de la última edición de Newsweek.

Así, la canonización de ambos pontífices será seguida minuto a minuto por los fieles católicos también a través de las cuentas de Facebook, Twitter e Instagram del Vaticano, el cual solicitó Eutelsat que la transmisión sea en alta definición y añada tecnología 3D.

Además, se habilitarán 500 salas de cine en Europa, los Estados Unidos y América Latina. Argentina, Brasil, México, Colombia y Uruguay tendrán sus transmisiones en la pantalla grande. El Pontificio Consejo para las Comunicaciones Sociales (PCCS) publicó en su sitio web el listado de cines participantes.

Además, como se recuerda, la Santa Sede lanzó el sitio web 2popesaints.org para seguir las canonizaciones en línea. Asimismo, en Twitter se utilizará el hashtag #2popesaints.

En cuanto a radio, habrá servicio en 40 idiomas.

El 27 de abril los productores estarán en un estudio instalado en el ático de la Basílica de San Pedro, y el Centro Televisivo Vaticano (CTV) transmitirá por su canal de streaming que podrá ser seguido en YouTube.

La lista de cines donde se transmitirá la ceremonia puede consultarse en http://www.canonizationliveincinemas.com/cinemalist.htm

[VIDEO] Coautor del proyecto de unión civil admite que sí piden “matrimonio” gay en Perú




LIMA, 23 Abr. 14 (ACI).- Helmut Kessel, coautor del proyecto de ley de “unión civil” homosexual presentado por el congresista Carlos Bruce, reconoció hoy que “para todo efecto práctico es un matrimonio civil, justamente de eso se trata”.

En septiembre de 2013, Carlos Bruce presentó a trámite en el Congreso de Perú “Proyecto de Ley que establece la Unión Civil No Matrimonial para Personas del Mismo Sexo”. A pesar de su nombre, expertos repetidamente develaron que se trataba de un “matrimonio” gay encubierto.

Bruce negó que su proyecto encubriera un “matrimonio” en repetidas ocasiones. En declaraciones al diario peruano La Primera, el 7 de abril, aseguró que su iniciativa legislativa “no es matrimonio, es unión civil”.

Entrevistado el 23 de abril en el programa Buenos Días Perú, Helmut Kessel desmintió a Carlos Bruce, y aseguró que el proyecto de “unión civil no matrimonial” de personas homosexuales es “para todo efecto práctico un matrimonio civil”.

“De eso se trata, se trata de extender los mismos derechos que tienen las parejas heterosexuales a las parejas homosexuales”.

El coautor del proyecto de ley del “matrimonio” gay subrayó que “la única diferencia entre el proyecto de unión civil y un matrimonio civil es 1, el nombre: no se llena matrimonio, se llama unión civil, y 2, el hecho de que en unión civil no se contempla la adopción de niños”.

Sin embargo, indicó que la adopción por parte de parejas homosexuales “se tiene que tratar en otro debate, en otra discusión, en todo caso”.

Así, remarcó, este proyecto “es un matrimonio civil sin la palabra matrimonio y sin la adopción de niños”, y respondió a “los que critican de que ‘esto es como un matrimonio civil’, bueno sí, pues, exactamente, de eso se trata”.

Sin embargo, la plataforma defensora de la familia Parejas Reales informó recientemente que el “matrimonio” gay promovido por Bruce y Kessel es inconstitucional.

En declaraciones en Canal N, el vocero de Parejas Reales, Óscar Escalante recordó que en la Constitución de Perú, “el artículo 4 lo que establece es el deber del Estado y la sociedad de defender y promover el matrimonio natural, conformado entre varón y mujer, como una institución natural y  anterior al Estado”.

Escalante pidió además que el proyecto de “matrimonio” gay sea revisado por la Comisión de Constitución del Congreso. “¿Por qué no va para que la comisión de Constitución del Congreso defina si es que este proyecto es constitucional o no?”, cuestionó.

A inicios de abril, el ex ministro de Salud de Perú, Luis Solari, desmanteló el reclamo del lobby gay de que el “matrimonio” homosexual era un derecho humano, y aseguró que este no es reconocido como tal ni por la Declaración Universal de Derechos Humanos de la ONU, la Convención Americana sobre Derechos Humanos, ni por ningún tratado internacional.

Una encuesta publicada a mediados de este mes, realizada por la empresa Datum, reveló que el 73 por ciento de peruanos, en caso de que la “unión civil” homosexual sea sometida a referéndum, votaría en contra de su aprobación.